dimarts, 23 de novembre de 2010

Bridget Riley. London.1931.



The National Gallery

Bridget Riley: Paintings and Related Work

24 November 2010 – 22 May 2011
Sunley Room.

1 comentari:

MAVI MEZQUITA ha dit...

Londres, 23/11/2010

Considerada una de las pintoras más originales de nuestro tiempo, Bridget Riley expone en la Sunley Room de la National Gallery de Londres sus trabajos más recientes, obras que guardan intencionadas conexiones con los fondos de la pinacoteca británica. Dos de ellas se elaborarán en el transcurso de la muestra, que permanecerá abierta desde mañana hasta el 22 de mayo de 2011: se trata de Composition with circles 7, que Riley dibujará directamente sobre una de las paredes de la sala, y una versión de Arcadia, cuyo original se exhibió por última vez en 2008 en una retrospectiva dedicada a la creadora británica que tuvo lugar en el Musée d´ Art Moderne de la Ville de París.

Aunque ligada a la Abstracción y al Op Art, la producción de Bridget Riley bebe también del arte de los viejos maestros, sobre todo en cuanto a su utilización del color, la composición y la línea. Precisamente uno de los primeros retos de Riley cuando todavía era una autora emergente fue copiar un posible autorretrato de Van Eyck fechado en 1433 que forma parte de la Galería de Retratos de la National Gallery, ejemplo que testimonia la concepción de Riley del arte del pasado como eterna fuente de inspiración y no como mera referencia.

A petición de la propia artista, dos obras de los fondos del museo se incluyen en esta exposición: Introducción del culto a Cibeles en Roma (1505-1506), de Mantegna, y Santa Catalina de Alejandría (1507), de Rafael. De este modo, podemos contemplar cómo las elegantes formas serpentinas del primero y los dinámicos ritmos procesionales del segundo constituyen un claro precedente histórico de los lienzos de gran formato de Riley, que se expondrán en Londres junto a algunos de sus trabajos en papel y una selección de obras anteriores.

Nacida en Londres y conocida por ser una de las fundadoras del Op Art, Bridget Riley trabajó inicialmente en blanco, negro y gris, hasta que en 1967 introdujo el color en su producción. Sus exposiciones individuales inglesas le valieron el reconocimiento de la crítica británica y su participación, en 1965 en el MoMA, en la muestra "The Responsive Eye" le condujo a la fama internacional.
masdearte.com